De Primera Mano / Antes alcaldes incumplidos, ahora diputados

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
¿Será que habrá sanciones contra los responsables de ni siquiera contar con cuenta pública, o más bien desde el Congreso del Estado ellos operarán para salir limpios y sin culpa?

¿Será que habrá sanciones contra los responsables de ni siquiera contar con cuenta pública, o más bien desde el Congreso del Estado ellos operarán para salir limpios y sin culpa?

Seis cuentas públicas municipales de 2014 no fueron dictaminadas, dos de ellas porque se entregaron tarde y otras cuatro porque ni siquiera fueron presentadas, entre éstas las de dos ex alcaldes que ahora fungen como diputados

Morelia, Michoacán, 07 de abril de 2016.- Un tema que paso casi inadvertido el pasado 31 de marzo fue el hecho de que el Congreso del Estado rechazó en su totalidad las cuentas públicas municipales de 2014 en Michoacán.

También se perdió en la mañana informativa el hecho de que 6 cuentas públicas municipales de ese año no fueron dictaminadas, dos de ellas porque se entregaron tarde y otras cuatro porque ni siquiera fueron presentadas, entre ellas las de dos ex alcaldes que ahora fungen como diputados por el Partido de la Revolución Democrática (PRD).

En aquella ocasión los reflectores los captó la cuarta vez consecutiva en que se reprobó la Cuenta Pública Estatal, así como la auditoría forense que se realizará a la famosa “Cargos por Aplicar” de 2013 hasta su extinción y la conformación de un equipo plural de diputados encargados de fiscalizar lo ocurrido en el ejercicio fiscal 2014 con los recursos públicos de la entidad.

Sin embargo, no menos relevante es el hecho de que en una misma sesión y de tajo se hayan reprobado las 107 cuentas públicas municipales ya dictaminadas.

Es decir que ya no sólo en las altas esferas del estado las cuentas son opacas o completamente obscuras, sino que además, la situación ha permeado en los municipios, incluso en Morelia, la capital del estado, que aún con sus deficiencias, de 2002 a 2013 se había destacado, porque cuando menos sus cuentas cuadraban.

Ahora bien, ¿por qué no se analizaron las restantes seis cuentas públicas?

Pues por dos motivos fundamentales, el primero que dos de ellas, la de Nocupétaro y la de Angangueo, se entregaron a destiempo, y por lo tanto aún continúan en análisis por parte de la Auditoría Superior de Michoacán (ASM) y, el segundo y más preocupante motivo fue que cuatro municipios de plano ni siquiera entregaron su correspondiente cuenta pública de 2014.

¿Cuáles fueron esos municipios? Ni más ni menos que Álvaro Obregón, Charo, Nahuatzen y Tingambato.

¿Y cuáles serán las sanciones? Pues habrá que estar muy pendientes, pues el resultado de los procedimientos administrativos ordenados a la ASM y que serán supervisados por la Comisión Inspectora, que deben concluir con severas sanciones, será indicativo de cuán comprometida está la 73 Legislatura del Congreso del Estado, con la transparencia, la rendición de cuentas y el combate a la impunidad.

Lo anterior lo digo porque dos de los ex alcaldes involucrados son ahora diputados, se trata del presidente de la Comisión de Turismo, José Guadalupe Aguilera Rojas, quien en 2014 era alcalde de Tingambato, y del presidente de la Comisión de Desarrollo Social, Raúl Prieto Gómez, ex alcalde de Charo.

¿Será que habrá sanciones contra los responsables de ni siquiera contar con cuenta pública, o más bien desde el Congreso del Estado ellos operarán para salir limpios y sin culpa?

Ya lo veremos en su momento y por supuesto que daremos cuenta de ello.

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com