Los suspirantes… Juan Gabriel, el PRI y AMLO

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Además, en 2000 el hoy fallecido artista escribió, cantó y apareció en un promocional de la campaña presidencial del priísta Francisco Labastida

Además, en 2000 el hoy fallecido artista escribió, cantó y apareció en un promocional de la campaña presidencial del priísta Francisco Labastida

Como todo mexicano, Juan Gabriel también tenía derecho a sus preferencias políticas, lo que de ninguna manera modifica todo lo que fue su carrera, trayectoria, méritos y logros artísticos. Pero eso sí, la actual situación nos ha dejado ver la calidad de políticos que tenemos.

Morelia, Michoacán, 31 de agosto de 2016.- No es la primera vez, ni será la última, que los corrientes carroñeros de la política quieran jalar agua para su molino a costillas de situaciones que son lamentables, penosas y dolorosas para la población.

Ahora resulta que el PRI y el dueño del Morena, Andrés Manuel López Obrador, se disputan las preferencias del recientemente fallecido cantautor michoacano Juan Gabriel.

De manera cínica y desvergonzada, a sólo unas horas de conocerse el fallecimiento del reconocido artista internacional, el tabasqueño puso a funcionar sus redes sociales para decir que Juan Gabriel “era pueblo, liberal y nacionalista”.

López Obrador fue más allá, pues en su burdo intento por ganar las simpatías de los seguidores del hijo adoptivo de Ciudad Juárez aseguró que Juan Gabriel es el José Alfredo Jiménez de nuestro tiempo.

Es más, dijo que cuando alguna vez le preguntó con qué partido político simpatizaba, el cantante le respondió que el suyo era “el partido del amor”.

De ser cierto lo dicho por el ex jefe de Gobierno del Distrito Federal, la respuesta del artista más bien parecía evasiva, pero ya sabemos cómo se las gasta López Obrador con sus interpretaciones alternas de la realidad.

Es bien sabido, de todo aquél que tenga un poco de memoria política, que Juan Gabriel era simpatizante del PRI, que convivió con políticos de casi todos los partidos, pero más con los priístas.

De acuerdo con sus biógrafos, el cantante trató de mantenerse lo más posible al margen de la política, pero en alguna ocasión en 1988 se pronunció a favor del entonces candidato presidencial, Carlos Salinas de Gortari.

Además, en 2000 el hoy fallecido artista escribió, cantó y apareció en un promocional de la campaña presidencial del también priísta Francisco Labastida Ochoa, mismo que se conoció como “Ni Chente ni Temo”, un desesperado intento de ese equipo por retomar el rumbo.

Por si lo anterior fuera poco, la representante de Juan Gabriel, Silvia Urquidi, declaró a nivel nacional que el cantautor escribió hace un año una carta al presidente de México, Enrique Peña Nieto, en la cual se expresaba favorablemente del mandatario y del PRI.

Y es más, este mismo martes, los senadores del tricolor le rindieron un minuto de aplausos al artista en el marco del arranque de su sesión plenaria de cara al próximo periodo legislativo de sesiones.

Como todo mexicano, esta gran estrella del mundo del espectáculo que ha dejado de estar presente físicamente también tenía derecho a sus preferencias políticas, lo que de ninguna manera modifica todo lo que fue su carrera, trayectoria, méritos y logros artísticos. Pero eso sí, la actual situación nos ha dejado ver la calidad de políticos que tenemos.

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com