“Retención” de salarios en la UMSNH / Jorge Álvarez Banderas

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
El autor, Jorge Álvarez Banderas, es un prestigiado y reconocido Doctor y académico especializado en temas legales y fiscales, además de coordinador general del CIJUS de la UMSNH

El autor, Jorge Álvarez Banderas, es un prestigiado y reconocido Doctor y académico especializado en temas legales y fiscales, además de coordinador general del CIJUS de la UMSN

Salgamos juntos, autoridades universitarias, profesores, empleados, alumnos, a exigir que el Estado cumpla con un mandato legislativo previo a favor de nuestra Casa de Hidalgo, algunos piden una auditoría a la actual administración universitaria, estoy de acuerdo, ahora no son los tiempos, el ejercicio fiscal aún no concluye; hoy marchemos

Morelia, Michoacán, 17 de diciembre de 2015.- En el pasado reciente, frente a la falta de pago en tiempo de los sueldos, salarios y prestaciones contractuales por parte de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH) a sus empleados, docentes y administrativos, era común el ejercicio de la acción penal por parte de los organismos gremiales hacia el rector en turno, amparados bajo el tipo penal contenido en el Título Décimonoveno (sic) del Código Penal del Estado de Michoacán, denominado “Delitos contra el Trabajo y la Previsión Social de los Patrones en el Fuero local del Trabajo”, con penas de 2 a 5 años de prisión y multa de 200 a 500 días de salario; de las conductas atribuibles a los patrones en el caso de la UMSNH era motivo de señalamiento la de “retención” ilegal  del salario a los trabajadores.

La mecánica actual de asignación de recursos federales y estatales presupuestados a las instituciones y dependencias públicas por parte de los órganos legislativos, se ve supeditada a la política de entrega de los mismos a último momento para su inmediato pago por parte de los poderes ejecutivos (federal y estatal), la experiencia vivida de entregar recursos de manera anualizada o segmentada por periodos, permitió la disposición de los mismos para otros fines que finalmente derivó en la crisis económica que vivimos hoy de manera generalizada.

Los ingresos propios de la UMSNH son escasos e insuficientes para paliar sus gastos, la hacienda universitaria depende de los recursos económicos asignados con antelación, si no le han depositado el dinero para cubrir ciertas partidas, eso es un problema eminentemente de los poderes ejecutivos en cita, perverso seria que teniendo el tesorero universitario el dinero, este no pagara a los empleados, ahí se podría acreditar efectivamente la ilegal “retención” de salarios, una conducta que por cierto ya no se contempla en el Código Penal para el Estado de Michoacán publicado en el órgano oficial del Estado el 17 de diciembre 2014.

¿Qué hacer? Salgamos juntos, autoridades universitarias, profesores, empleados, alumnos, a exigir que el Estado cumpla con un mandato legislativo previo a favor de nuestra Casa de Hidalgo, algunos piden una auditoría a la actual administración universitaria, estoy de acuerdo, ahora no son los tiempos, el ejercicio fiscal aún no concluye; hoy marchemos.