Quien desee formar entrar a la UMSNH, permita su apertura: Herrera Peña

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Realiza la Casa de Hidalgo acto conmemorativo del XXLI Natalicio de José María Morelos y Pavón

Realiza la Casa de Hidalgo acto conmemorativo del XXLI Natalicio de José María Morelos y Pavón

A quien le interese formar parte de la Universidad Michoacana, permita que ésta se abra, no se cierre, que se abra al mundo de las ideas, la investigación científica y la cultura, aseveró el reconocido historiador

Morelia, Michoacán, 29 de septiembre de 2016.- Es necesario que se abran los ámbitos académicos para que se dialogue, no cerremos puertas ni levantemos muros, pensemos en puentes que nos unan. A quien le interese formar parte de la Universidad Michoacana, permita que ésta se abra, no se cierre, que se abra al mundo de las ideas, la investigación científica y la cultura, aseveró el historiador José Herrera Peña.

Como orador oficial del acto conmemorativo del CCLI Aniversario del Natalicio de Don José María Morelos y Pavón, realizado por la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, el profesor José Herrera Peña, resaltó la cumbre de los ideales del Siervo de la Nación, en contraste con las dificultades y carencias que enfrentó a lo largo de sus 55 años de vida.

En el Aula Mater del Colegio Primitivo y Nacional de San Nicolás de Hidalgo, con la presencia del pleno del Consejo Universitario, encabezado por el rector Medardo Serna González acompañado en el presídium por autoridades estatales y municipales, el orador hizo notar, que pese a ser uno de los personajes más sobresalientes durante la lucha independentista, Morelos nunca dividió a los individuos ni a los grupos, tampoco los enfrentó entre sí para él ser más fuerte, sino que fortaleció a todos y los unió alrededor de una causa común: libertad, igualdad y fraternidad.

Para celebrar el Centenario de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, sugirió Herrera Peña, sería útil examinar las tesis de Morelos para reincorporar con prudencia los valores éticos a la política actual, la idea de que el fuerte no está para atropellar al débil, sino para ampararlo, protegerlo y levantarlo.

Analizar en las aulas nicolaitas la necesidad de encontrar métodos para redistribuir la riqueza social en forma equilibrada y justa, la conveniencia de reintegrar la bondad y justicia a las decisiones de Estado.

El orador mencionó que considerando los dolorosos embates que ha padecido desde el inicio de cursos la Universidad Michoacana, vale la pena hacer hincapié en la faceta académica de José María Morelos, quien se vio en la necesidad de trabajar en el campo desde los 10 años de edad para mantener a su madre y hermana, al tiempo que ahorraba para financiarse sus estudios, que inició a los 25 años de edad en el Colegio de San Nicolás, no como becario, ni como futuro seminarista, sino como estudiante externo.

Dentro de su discurso, al detallar el intachable ejemplo que recibió de sus padres, resaltó que Morelos se desempeñó dentro de su época de estudiante, que duró 7 años, para egresar como el mejor alumno de su generación, se desempeñó siempre con responsabilidad, realizó un gran esfuerzo para aprender latín, griego y hebreo, que eran los idiomas que se enseñaban en la época.

Sus calificaciones siempre fueron sobresalientes entre sus compañeros y así se ganó el respeto del rector del Colegio, Miguel Hidalgo y Costilla, para ser acreedor a reconocimientos por parte de sus profesores.

Eligió la Filosofía para graduarse, lo cual le llevó a imprimir posteriormente en su documento Sentimientos de la Nación, el humanismo, la fraternidad y el priorizar la educación del pueblo como un derecho universal para todos los seres humanos.

En México, a pesar de que no estamos en guerra, se tiene la percepción de que se vive una gran inseguridad, Morelos aprendió en el Colegio de San Nicolás Obispo, que la primera obligación del Estado es garantizar la seguridad de la población, principio que procuró en el esplendor de su vida, para garantizar la paz como libertador de la Patria en sus dominios, pese a que él sí estaba en guerra, concluyó el historiador.

Acompañaron en el presídium al rector de la Casa de Hidalgo, el regente del Colegio Primitivo y Nacional de San Nicolás, Aldo Ulises Olmedo Castillo; Sergio Mecino Morales, titular de la Consejería Jurídica del Ejecutivo del Estado en representación del gobernador Silvano Aureoles Conejo; Lucina Martínez Martínez, directora de Profesiones en representación de la titular de la Secretaría de Educación, Silvia Figueroa Zamudio; Alberto Guzmán Díaz, tesorero municipal, en representación del Ayuntamiento de Morelia; y Gaudencio Anaya Sánchez, secretario general del Sindicato de Profesores de la Universidad Michoacana.

El homenaje nicolaita al Siervo de la Nación, inició con la toma de protesta a nueve nuevas escoltas de la Casa de Hidalgo.

Fue el rector Medardo Serna González, quien tomó la protesta de los integrantes de las escoltas de los programas académicos en Seguridad Pública, Biotecnología, Ingeniería Ambiental, Energía y Sustentabilidad, Ingeniería en Desarrollo Tecnológico de Materiales, así como de las Unidades Profesionales del Balsas, Ciudad Hidalgo, Lázaro Cárdenas y la correspondiente a las Casas del Estudiante.

En el abanderamiento participaron además del rector, el secretario General, Salvador García Espinosa; el secretario Académico, Jaime Espino Valencia; el coordinador de la Investigación Científica, Raúl Cárdenas Navarro; la abogada General, Ana Teresa Malacara Salgado; y las directoras de las Unidades Profesionales del Balsas, MARÍA Isabel Tena Moreno; de Lázaro Cárdenas, Norma Lorena Gaona Farías; y de Ciudad Hidalgo, Tania Haidée Torres Chávez.

En esta ceremonia previa, estuvo presente la Banda de Guerra de la Universidad Michoacana, además de escoltas de escuelas y Facultades de la Casa de Estudio, quienes al concluir la ceremonia en el Aula Mater, encabezaron el recorrido de honor junto con las autoridades universitarias e integrantes del Honorable Consejo Universitario hacia el Museo del Sitio y Archivo Histórico; la Casa Natal de Morelos, para finalizar en el Colegio Primitivo y Nacional de San Nicolás de Hidalgo, en donde las autoridades recibieron una efigie conmemorativa del natalicio de Don José María Morelos y Pavón.