CEDH abrió queja contra Policía Michoacán en Uruapan

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
El quejoso manifestó que al comenzar a grabar con su celular la actuación de los uniformados se abalanzaron hacia él entre tres y cuatro elementos policiacos, despojándolo de su teléfono móvil y subiéndolo a la patrulla de manera brusca y grosera

El quejoso manifestó que al comenzar a grabar con su celular la actuación de los uniformados se abalanzaron hacia él entre tres y cuatro elementos policiacos, despojándolo de su teléfono móvil y subiéndolo a la patrulla de manera brusca y grosera

El agraviado pidió la intervención del organismo luego de que elementos policiacos lo detuvieron, cuando caminaba rumbo a su centro de trabajo, por reclamar pacíficamente el que le impidieran el acceso por el carril peatonal

Morelia, Michoacán, 07 de febrero de 2017. La Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH), a través de la Visitaría Regional de Uruapan, atendió una queja en contra de la Policía Michoacán por abuso de autoridad y uso excesivo de la fuerza pública.

El Visitador Regional de Uruapan, Víctor Hugo Contreras Vargas, informó que a la fecha se tiene un registro de tres quejas en contra de elementos de la Policía Michoacán; en tanto que el año pasado fueron 17 las quejas en contra de esta autoridad.

Respecto a esta última queja informó que el agraviado pidió la intervención del organismo luego de que elementos policiacos lo detuvieron, cuando caminaba rumbo a su centro de trabajo, por reclamar pacíficamente, el que le impidieran el acceso por el carril peatonal.

El quejoso manifestó que al comenzar a grabar con su celular la actuación de los uniformados se abalanzaron hacia él entre tres y cuatro elementos policiacos, despojándolo de su teléfono móvil y subiéndolo a la patrulla de manera brusca y grosera.

Una vez en la barandilla lo mantuvieron incomunicado por más de tres horas y tuvo que pagar una multa de 730 pesos para que lo dejaran en libertad; además de que le entregaron su celular inservible.

Por estos hechos la CEDH abrió la queja y ya realiza las actuaciones correspondientes, entre ellas solicitar a la autoridad competente un informe sobre los hechos señalados, que se pudieran constituir en violación a los derechos humanos del agraviado.

La CEDH reitera su compromiso con la defensa y protección de los derechos humanos de los michoacanos y exhorta a los ciudadanos a quejarse ante cualquier abuso de las autoridades de la administración pública estatal y del ámbito municipal, en el 01 800 640 31 88.