DestacadasEstadoMorelia

Adviento, tiempo de esperanza y de paz: Arquidiócesis de Morelia

Durante el Adviento se abre la gran oportunidad de orar y alentar la esperanza en nuestros corazones, en las personas y en las comunidades afectadas por diferentes problemas y circunstancias, expresó el obispo auxiliar de Morelia, Víctor Alejandro Aguilar Ledesma

Morelia, Michoacán, 02 de diciembre de 2019.- “Con mucha esperanza, los católicos iniciamos el Tiempo de Adviento, que nos prepara para celebrar en la Navidad, la venida del Mesías entre nosotros”, expresó el obispo auxiliar de Morelia, Víctor Alejandro Aguilar Ledesma. 

En rueda de prensa y a nombre de la Arquidiócesis de Morelia, el prelado explicó que ya desde el Antiguo Testamento, los profetas anunciaban la llegada del Mesías que eliminaría la situación de postración y humillación en que se encontraba el pueblo de Israel.

Jesucristo, el Emmanuel, el Dios con nosotros, hace realidad este anuncio. Jesucristo es el Mesías que nos anuncia un nuevo tiempo, una nueva realidad, una nueva vida”, expresó Víctor Alejandro Aguilar.

“Pero pudiéramos preguntarnos ¿cómo vivir este tiempo de esperanza en medio de tantas crisis, problemas y situaciones que nos llevan a perder la paz y la esperanza? ¿Cuál es nuestra misión en este contexto? ¿Qué nos toca hacer?”.

El obispo auxiliar detalló que durante el Adviento se abre la gran oportunidad de orar y alentar la esperanza en nuestros corazones, en las personas y en las comunidades afectadas por diferentes problemas y circunstancias.

“Es fundamental implementar en las personas el encuentro con Jesucristo. En Él, los cristianos fundamos nuestra esperanza. Porque creemos en un Dios que vive y camina con nosotros. Creemos en un Dios que no nos abandona, que camina con nosotros y ha vencido el pecado y la muerte”. 

Aguilar Ledesma manifestó que cuando una persona se encuentra con Jesucristo, con su amor y misericordia, se abre nuevamente al horizonte de la esperanza.

“Ahora bien, este encuentro con Jesucristo no se da en cosas espectaculares, grandes o misteriosas. Nos encontramos con el misterio de Dios ahí en lo ordinario, en lo sencillo y pequeño. Por ejemplo, en el servicio, en los pobres, en el silencio, en la oración, en la escucha de la Palabra, en la atención a las víctimas de las violencias y en los que sufren”. 

En representación de la Arquidiócesis de Morelia expresó que tenemos la gran oportunidad de ayudar a las personas a ser conscientes de que todos somos parte de la solución de los problemas.

“En este sentido, hay que preguntarnos qué hemos dejado de hacer o no hemos hecho bien para que nos encontremos así. Pero también, ayudemos a descubrir las fuerzas, las potencialidades y capacidades en nosotros mismos, que son factor determinante para resolver nuestros males. No olvidemos la importancia de participar en la organización y planeación de iniciativas de solución y diálogo”. 

Para Víctor Alejandro Aguilar, la indiferencia, el aislamiento y el individualismo no abonan a la paz. En cambio, crear plataformas de colaboración alienta la esperanza de un mundo y una situación mejor.

“Invito a todos, a asumir como prioridad en este tiempo del Adviento la animación de la esperanza. Fortalezcamos capacidades en este sentido. Dejemos despertar la creatividad. Hagamos el esfuerzo por estar cerca de la gente, escucharlos, acogerlos y alentar en ellos la esperanza”, concluyó.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: