DestacadasEditoriales

De Primera Mano… AMLO y la crisis de Puebla

Si el hasthag #AMLOASESINO se volvió trending topic en Twitter y el tabasqueño quiere saber de verdad quién es el responsable de ello, pues no tiene que ir muy lejos: El responsable se encuentra en algún lugar entre su cerebro y su lengua.
Si el hasthag #AMLOASESINO se volvió trending topic en Twitter y el tabasqueño quiere saber de verdad quién es el responsable de ello, pues no tiene que ir muy lejos: El responsable se encuentra en algún lugar entre su cerebro y su lengua.

¿A quiénes beneficia la ausencia definitiva de los dos panistas poblanos? Por lo pronto, como indica la ley, se convocará a nuevas elecciones en Puebla y es prácticamente un hecho que el candidato de Andrés Manuel será Miguel Barbosa otra vez.

Morelia, Michoacán, 26 de diciembre de 2018.- Si alguien es responsable del clima de división, encono, crispación y odio que se presenta en todo México, pero particularmente en el estado de Puebla, ese es el ahora presidente Andrés Manuel López Obrador.

Por 18 años, el tabasqueño y sus huestes promovieron el odio y la división entre los mexicanos, de forma ruin y mezquina para lograr saciar su inigualable sed de poder.

Hoy que han alcanzado ese objetivo, ya no les gusta que sus palabras, sus acusaciones , sus difamaciones, sus mentiras y sus modus operandi se les vuelvan como boomerang.

Hoy que están en el poder, las redes sociales ya no son “benditas”, como lo fueron el 1 de julio, sino unos malditos instrumentos de “los conservadores de siempre”, “mezquinos”, “neofascistas”, “lacras” y quién sabe cuántos calificativos más.

Aún tras la sospechosa muerte de sus enemigos políticos, la gobernadora de Puebla, Martha Erika Alonso, y el coordinador del PAN en el Senado, Rafael Moreno Valle, López Obrador nos confirma una vez más que le falta mucho, pero mucho, para alcanzar la talla de un verdadero estadista.

Lo suyo, lo suyo, lo suyo, es ser oposición, recurrir a las teorías de complots, inventar historias, mentir, manipular, dividir, insultar…

Si el hasthag #AMLOASESINO se volvió trending topic en Twitter y el tabasqueño quiere saber de verdad quién es el responsable de ello, pues no tiene que ir muy lejos: El responsable se encuentra en algún lugar entre su cerebro y su lengua.

Como nunca habíamos visto en la historia de México, el presidente electo descalificó los resultados de la elección de Puebla y reclamó el estado para él y para los suyos, encabezados por el en otras circunstancias impresentable, Miguel Barbosa Huerta.

Con una serie de descalificaciones hacia la familia Moreno Alonso, hacia la entonces gobernadora electa, hacia los órganos y tribunales electorales, López Obrador y su delfín transitaron durante seis largos y tortuosos meses en los que por las buenas y por las malas, los morenistas buscaron todas las formas habidas y por haber de apoderarse de la gubernatura de Puebla.

Por eso, por la falta de reconocimiento de la elección por parte del presidente de México, por las constantes amenazas de Miguel Barbosa y sus seguidores y por la actitud beligerante de la dirigente nacional del Morena, Yeidckol Polevnsky Gurwitz (Citlali Ibañez), que anunció que sus presidentes municipales no tendrían diálogo con el gobierno de Martha Erika Alonso, sino que obedecerían solamente lo que les ordenara la Presidencia de la República…, por eso es que todos ellos se han vuelto sospechosos de las condiciones en las que se dio la muerte de la pareja de panistas poblanos.

Y es verdad, es probable que López Obrador, Barbosa Huerta y sus seguidores no tengan responsabilidad en el trágico deceso de Martha Erika Alonso y Rafael Moreno Valle, pero esas actitudes de constante confrontación, hostigamiento y amenazas que los caracterizaron los harían los primeros sospechosos, en una investigación policíaca seria sobre un supuesto accidente en condiciones tan improbables.

¿A quiénes beneficia la ausencia definitiva de los dos panistas poblanos?

Por lo pronto, como indica la ley, se convocará a nuevas elecciones en Puebla y es prácticamente un hecho que el candidato de Andrés Manuel será Miguel Barbosa otra vez. Ese que en una entrevista con el periodista Pepe Cárdenas mencionó sin querer la existencia de un “magnicidio”.

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba