DestacadasEditorialesEducativas

Educación con Jornada Ampliada y Alimentación: Soluciones desde Michoacán

Ha transcurrido una semana más sin que se haya modificado las reglas de operación del programa La Escuela Es Nuestra para el ejercicio 2022, lo cual mantiene aún sumidos en el desasosiego y la precariedad a los estudiantes y sus maestros

Morelia, Michoacán, 18 de marzo de 2022.- Ha transcurrido una semana más sin que se haya modificado las reglas de operación del programa La Escuela Es Nuestra (LEEN) para el ejercicio 2022, lo cual mantiene aún sumidos en el desasosiego y la precariedad a los estudiantes y sus maestros, quienes solían ser beneficiarios de la jornada escolar ampliada y de la alimentación, recibidas en sus respectivos planteles escolares.

Como pocas causas en los últimos años, haber borrado ambos componentes de LEEN para este año ha generado indignación generalizada, el tema ha estado en agenda pública y ha hecho pronunciarse al presidente de México, a sus colaboradores más cercanos, a organismos de la sociedad civil nacionales e internacionales, a la oposición política, así como a maestros, estudiantes, madres y padres de familia por igual. Más allá de que la situación sea empleada para refrendar enconos y exacerbar polarizaciones de antaño, bien vale la pena identificar que la diferencia entre esta y muchas otras causas reside en que son 3.6 millones de estudiantes directamente afectados, que existe evidencia científica demostrada respecto a los beneficios en el aprendizaje y en el combate a la pobreza que brindan la jornada escolar ampliada y la alimentación a los estudiantes. Ante hechos tan objetivos, la atención nacional ha logrado sostenerse y la voz popular pide una solución a un error de gabinete, adultocéntrico y que, al final, tiene solución en sentido inverso: poniendo el interés superior de niñas, niños y jóvenes al centro y realizando la labor burocrática respectiva para contar con reglas de operación garantistas.

A pesar de la obviedad de los pasos a seguir para resolver la situación, se ha quedado en el vacío del espacio común y muy poco han avanzado quienes se equivocaron en enmendar su error. Ya se cuenta con el compromiso firme de al menos 14 gobernadores respecto a solucionar la situación desde lo local, pero la SEP no ha hecho mayor cosa. Ya es tiempo de que se resuelva la situación.

En contraste con la pasividad de la SEP, desde la sociedad civil se han dado pasos importantes. Mexicanos Primero durante esta semana realizó un space en Twitter donde decenas de participantes dialogaron respecto a las posibilidades de solución para tales efectos, explorándose bajo un enfoque jurídico inicialmente, pero incorporándose elementos operativos por parte de quienes tomaron la palabra. Paralelamente, el área de investigación de la organización presentó una propuesta de acuerdo modificatorio ante la Secretaría de Educación Pública, con la finalidad de que las autoridades competentes tengan la oportunidad de rectificar los pasos ya dados, los cuales lamentablemente apuntaron en sentido inverso al de la progresividad de los derechos humanos de las comunidades de aprendizaje respectivas, lo cual impacta a una gran mayoría de niñas, niños y jóvenes en situación de pobreza y marginación.

Michoacán no ha sido la excepción al respecto: ha habido declaraciones, protestas, movilizaciones, inquietud y mal sabor de boca. Lo que es cierto es que hay muy buenas condiciones respecto a otras entidades federativas en cuanto a poder sostener los componentes de alimentación y de jornada ampliada para más de 74 mil estudiantes, quienes asisten a 884 planteles de tiempo completo. Por ejemplo, contamos con al menos diez razones para considerar que podemos lograrlo:

  1. Existe la voluntad política manifiesta de resolver la situación, expresada por el propio gobernador del estado y la secretaria de educación, quienes no han dejado dudas al respecto en su discurso, ya que han afirmado categóricamente su respaldo a los planteles con jornada ampliada y servicio de alimentación estudiantil. Estamos entre las 14 entidades federativas donde sí se ha comprometido el titular del ejecutivo estatal con la niñez y la juventud y eso no es algo menor.
  2. Hay alineación política entre el gobierno federal y el estatal, lo cual facilita la comunicación y encuna el diálogo bajo un clima de confianza recíproca, lo cual mencionó incluso el presidente de México en conferencia matutina, por lo cual existen factores que pueden gravitar a favor de la conformación de acuerdos y a dejar pasar la sospecha y la desconfianza hacia las propuestas provenientes desde Michoacán en el sepulcro de la historia.
  3. Existen partidas presupuestales de las cuales disponer. El presupuesto de egresos 2022 para la entidad es el primero en muchos años que se aprueba con déficit cero, por lo cual fácilmente puede ajustarse para garantizar la alimentación y la jornada extendida de clases para los estudiantes, con la participación del Congreso del Estado, muchos de cuyos integrantes ya se han expresado a favor de la continuidad del programa anteriormente mencionado. Es decir, no solamente hay forma de presupuestar sin incurrir en responsabilidades por desvío de recursos, sino que hasta el mérito político de construir una solución integral desde lo local puede compartirse entre todos los actores intervinientes.
  4. Como una acción específica inmediata que podría realizarse, recordemos que el reemplacamiento vehicular de 2022 tiene un monto asignado para la construcción de infraestructura física educativa, por 90 millones de pesos. En un trueque presupuestal, el Congreso Local puede formalizar el reetiquetado de ese recurso para alimentación de los estudiantes y dejar que llanamente el recurso destinado a albañilería ya estipulado en LEEN se destine para tales efectos. Así, no se violaría la normatividad en materia de disciplina financiera ni de fiscalización, a la par que se podría garantizar un porcentaje importante del monto requerido para la alimentación de niñas, niños y jóvenes en la entidad.
  5. Se ha generado un amplio movimiento a favor de la persistencia de los componentes mencionados. De manera aislada, partidos políticos como el PRI, actores políticos del PAN, del PRD, de MC y de MORENA se han manifestado a favor de sostener el programa citado. Asimismo, organizaciones gremiales, sindicales y movimientos sociales como Antorcha Campesina y la Federación Nacional de Estudiantes Rafael Ramírez se han pronunciado también a favor. Por ello, existe una amplia base política y social para dar los siguientes pasos, la cual difícilmente encontraría argumentos para oponerse a lo que justo ahora demandan de la autoridad.
  6. Los trabajadores de la educación bajo la jornada ampliada están organizados y movilizándose. Saberlos escuchar y resolverles sus inquietudes, incorporándolos desde ahora al diseño, pilotaje y validación de la política pública permitirá a su vez involucrarlos en ser parte de la solución a la situación actual de los planteles con jornada ampliada y alimentación para los estudiantes.
  7. Se trata de una entidad federativa con altos índices de pobreza, marginación y rezago educativo, en donde la conformación desde lo local de un programa socioeducativo alimentario y de extensión de la jornada ampliada que sostenga los apoyos previamente brindados a más de 74 mil niñas, niños y jóvenes en Michoacán es incuestionable.
  8. Existe una tradición de recibir presupuesto extraordinario de parte de la federación a través de la partida U-080, por lo cual no sería descabellado pedir, en lugar de para resolver el eterno déficit generado por entregas multimillonarias para satisfacer los pliegos petitorios elaborados por los líderes de la CNTE, que mejor se inyectara recurso llegado a la entidad por esta vía a la alimentación de niñas, niños y jóvenes, así como a la extensión de su jornada estudiantil cotidiana.
  9. La Secretaría de Educación en el Estado, en sus comunicados está mencionando que, como parte de la política educativa para Aguililla se sostendrán cuatro escuelas de tiempo completo, las cuales serán cabeza de playa de la política social en un municipio que se ha destacado por sus altos índices de violencia y por contar con una muy fuerte presencia de delincuencia organizada.  Es decir, ya es parte de las acciones inmediatas de la SEE la salvaguarda de los beneficios mencionados para los estudiantes del citado municipio calentano.
  10. Se ha vivido el vacío imperante en las reglas de operación y fiscalización del programa La Escuela Es Nuestra, ya que en años pasados ha habido denuncias públicas en Michoacán respecto a presuntos malos manejos del presupuesto destinado a obra pública. Es decir, hay piezas de evidencia desde lo local de la necesidad de ajustar las reglas de operación citadas, no solamente por la desaparición de la jornada ampliada y de la alimentación, sino para acotarlas y blindarlas ante posibles actos de corrupción. Lo anterior puede proponerse ante el gobierno federal para remediar estructuralmente los vacíos de LEEN.

Considerando las circunstancias anteriormente descritas, nuestra entidad puede ser pionera en la nación al no solamente dejar en el terreno de lo discursivo la situación, sino realmente garantizar los derechos de niñas, niños y jóvenes, así como cubrir las áreas de oportunidad que, en lo laboral pudieran generar vacíos para los trabajadores de la educación.

Con todas esas condiciones imperantes está dado el escenario para que se formalice, a manera de decreto, acuerdo o ley, desde el Periódico Oficial del Estado de Michoacán de Ocampo, tanto la alimentación, como la jornada ampliada en las escuelas que ya tenían los citados servicios.

Más aún, puede darse bajo el principio de progresividad la extensión de estos beneficios para todas las escuelas de Michoacán, atendiendo especialmente las regiones más marginadas y a la población más desfavorecida socioeconómicamente, así como a comunidades afectadas por la delincuencia, la violencia en general, la pobreza y la migración.

Incluso, por qué no pensar en que sea el ejecutivo estatal nuestro principal gestor para que la federación rectifique y proteja los derechos humanos de los millones de estudiantes quienes por ahora están siendo privados de alimentación y de una escuela con jornada completa.

Demostremos que somos mucho más que el “jardín económico de EE. UU.” o el primer lugar nacional en delitos de alto impacto:  es tiempo de mostrar que desde nuestra entidad federativa sabemos proponer, que podemos encabezar medidas de política educativa garantistas, con centralidad en los derechos de las niñas, niños y jóvenes. Merecemos ser un Michoacán educador. 

Sus comentarios son bienvenidos en eaviles@mexicanosprimero.org y en Twitter en @Erik_Aviles

Reflexiones sobre conflictos actuales en la SEE (Por: Erik Avilés)

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: