DestacadasEditoriales

En Público: Michoacán: Espionaje, C5i y auditorías

La pregunta obligada es si el gobernador michoacano Alfredo Ramírez y su secretario de Gobierno ya ordenaron una revisión a fondo para detectar si hay dispositivos de espionaje dejados por el exgobernador

Morelia, Michoacán, 12 de octubre de 2021.- Espionaje. En días pasados, el gobernador de Nuevo León, Samuel García Sepúlveda, quien asumió el cargo el 03 de octubre, denunció haber encontrado micrófonos en oficinas gubernamentales, instalados presuntamente por su antecesor, Jaime Rodríguez, alias “El Bronco”. 

La pregunta obligada es si el gobernador michoacano Alfredo Ramírez y su secretario de Gobierno, Carlos Torres Piña, ya ordenaron una revisión a fondo para detectar si hay dispositivos de espionaje dejados por el exgobernador Silvano Aureoles Conejo, pero también sería interesante saber si la administración silvanista contó con software o tecnologías de espionaje, si hay o hubo contratos de por medio y el personal y áreas encargados de su operación, trátese del famoso software israelí Pegasus o cualquier otro.

De acuerdo con la periodista Carmen Aristegui, el espionaje a través de Pegasus se enfocó contra el magisterio y las autodefensas michoacanas, durante el peñanietismo, como se relata en “Pegasus Project. El magisterio también fue objetivo de Pegasus durante el sexenio de EPN”.

¿Espionaje en Michoacán? Prácticamente al término de las campañas electorales relativas al proceso 2020-2021, un reconocido colaborador y hombre de todas las confianzas del candidato a Gobernador Cristóbal Arias Solís recibió vía celular -quizás por error, quizás de manera deliberada- la grabación de una conversación familiar que había tenido en la sala de su casa. ¿Se trató de hacerle saber que estaba siendo escuchado?

C5I. Por otro lado, el nuevo gobierno en Michoacán anunció una auditoría al C5i (Centro Estatal de Comando, Comunicaciones, Cómputo, Control, Coordinación e Inteligencia) que tanto presumió Silvano Aureoles y que, de acuerdo con los nuevos funcionarios, fue adquirido a un costo cinco veces mayor de lo que debió haber costado. Es decir, hay corrupción a la vista.

Además, de las 6 mil cámaras de video vigilancia, 1 mil 800 no sirven, ya que se habla de un 30 por ciento. Por eso, bien la auditoría anunciada a un sistema que se adquirió por 5 mil 600 millones de pesos y que opera de manera muy deficiente e irregular, y quien sabe para qué propósitos, porque el combate a la delincuencia no pareció ser uno de ellos.

De existir responsabilidades administrativas o penales por lo que se presume implicó un considerable desvío de recursos, tendrán que aplicarse las sanciones correspondientes, para que no quede solamente en una queja, sino que se llegue hasta las últimas consecuencias e inclusive se recupere dinero público que haya sido robado.

Sin embargo, un pequeño “pero”, el Fiscal General del Estado (FGE), Adrián López Solís, el hombre de Silvano, ¿estará dispuesto a convertirse en un obstáculo para proceder contra la administración de su amigo o cuál será su papel a la cabeza de una institución encargada de un aspecto tan sensible como es la investigación y persecución de los delitos, con uno que otro elemento reincidente en responsabilidades administrativas en el ejercicio de sus funciones (procedimiento 084/2018-DGAI), como la agente del MP Gema Vieyra Cruz, que hunden en el desprestigio a la Fiscalía.

Auditorías. Sería saludable para la entidad que el nuevo gobierno estatal continúe con la política de informar y exhibir el estado de cosas en que se recibió la administración, dada la opacidad con la que se manejó el gobierno silvanista, cuya línea de acción era negar el derecho de acceso a la información pública a diversos temas, entre ellos el del uso y costos de las aeronaves por parte de Silvano y sus funcionarios.

Resulta que el gobierno silvanista gastó 1 mil 227 millones de pesos en la contratación de servicios de seis aeronaves durante todo su sexenio; es decir, más de 200 millones de pesos por año y casi 600 mil pesos diarios, una exorbitante suma, lo que muestra el derroche y la frivolidad del perredista, apuntalados con un contrato totalmente desventajoso para el erario de las y los michoacanos y a favor de una empresa constituida apenas 14 días antes de la toma de posesión del perredista.

Antes de pensar incluso en aumentar impuestos, la 4T en Michoacán debe diseñar una estrategia para detectar desvíos de recursos y empezar a llamar a cuentas a los involucrados para comenzar con la recuperación del dinero que tanta falta hará al actual gobierno. Ya luego, hablaremos del próximo paquete fiscal, específicamente de la Ley de Ingresos y del Presupuesto de Egresos.

Denuncias, aportaciones y réplica a: sergiotdpersonal@gmail.com

Público: ¿Nuevo Magistrado en el Tribunal Electoral del Estado?

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: