DestacadasPolítica

Gobierno estatal ya es una carga para los michoacanos: GP MORENA

Es irracional incrementar impuestos en medio de la contingencia económica, señalaron los legisladores morenistas en el Congreso de Michoacán

Morelia, Michoacán, 28 de diciembre de 2020.- “El paquete económico presentado por el Ejecutivo del estado al Congreso es totalmente anacrónico y disfuncional en plena contingencia económica, puesto que supone incrementar la carga tributaria a sujetos cautivos, ya de por sí, de otro tipo de impuestos”, señalaron en un comunicado los integrantes del Grupo Parlamentario de MORENA en el Congreso del Estado.

El texto suscrito por los legisladores Cristina Portillo Ayala, Zenaida Salvador Brígido y Alfredo Ramírez Bedolla señala que los impuestos cedulares, por servicios profesionales y por actividades empresariales, no sólo pueden ser controvertibles ya que es posible que signifiquen una doble tributación, sino que además implican retirar recursos de la dinámica económica, mismos que no tienen un destino claro.

Está ocurriendo lo mismo que con la deuda: el gobierno dice que requiere más recursos, pero no explica con claridad en qué los empleará”, apuntaron.

“El monto de los recursos estimados que se recaudarán por estos rubros es marginal y no sacaría de ningún apuro a las finanzas públicas; en contraparte, para una pequeña empresa o para un profesionista, le puede significar la diferencia entre cerrar su negocio o mantenerlo abierto en plena crisis económica. Quien diseñó estos impuestos debería leer a los economistas clásicos o cuando menos despertar el más elemental sentido común”, remarca el texto en el que aparecen también los morenistas Fermín Bernabé Bahena, Francisco Cedillo de Jesús y Sergio Báez Torres. 

Finalmente, el documento firmado por los diputados Teresa López Hernández, Antonio Madriz Estrada y Sandra Luz Valencia apunta que en pleno cierre del período de la administración estatal se están tomando determinaciones que están comprometiendo, no sólo al siguiente gobierno, sino también a las siguientes generaciones.

“La deuda de los más de 4 mil millones de pesos y este intento de crear nuevos impuestos, son dos duros golpes que ponen en aprietos a las finanzas públicas y a la actividad productiva. Esperamos que esto no sea el preludio del famoso ‘año de Hidalgo’”, concluyeron.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: