DestacadasEditorialesPolítica

Los suspirantes… Morón se victimiza

Ante las críticas de los últimos meses por la inseguridad y una serie de graves fallas en su gobierno, el presidente municipal de Morelia pone pretextos y ve complots en su contra por todos lados

Morelia, Michoacán, 20 de febrero de 2020.- Casi 20 años de adoración no podían pasar en vano. Por eso, hoy Raúl Morón Orozco sigue los pasos de Andrés Manuel López Obrador, se hace pasar por inocente y se victimiza con la intención de sacar raja política.

Ante las críticas de los últimos meses por la inseguridad y una serie de graves fallas en su gobierno, el presidente municipal de Morelia pone pretextos y ve complots en su contra por todos lados.

Como siente que los ex gobernadores perredistas -ahora morenistas- Leonel Godoy Rangel y Lázaro Cárdenas Batel le garantizarán la candidatura del Morena a la gubernatura de Michoacán en 2021, Raúl Morón se cree, o dice creerse, el blanco de ataques infundados.

Ante los señalamientos por la rampante inseguridad en Morelia, el presidente municipal culpa a los medios de comunicación y dice que lo atacan porque no hizo convenios con ellos.

Para él, la inseguridad es normal, siempre ha existido, incluso desde que él era joven, pero la gente y los comunicadores la exageran.

Cuando el OOAPAS y el SIDEMM lo señalan, Morón Orozco dice que la culpa es de los sindicatos encabezados por Alejandro Saldaña Plascencia y Ernesto Santamaría Reyes, respectivamente, pero nunca dice que él les ha incumplido compromisos de carácter laboral y salarial que hizo con ellos, tanto antes como después de tomar posesión como alcalde.

El ex dirigente estatal del PRD llegó al absurdo de denunciar un complot en su contra por parte de los ladrones de cable, que sólo lo hacen para que las nuevas luminarias estén apagadas y hacer quedar mal a su gobierno.

En el caso de los retrasos y los engaños en las obras de la Avenida Madero Poniente, Raúl Morón desestima las quejas de los vecinos y comerciantes de la zona que fueron timados por su gobierno, porque nunca les dijeron que una vez concluidos los trabajos les prohibirán estacionarse frente a sus casas y sus negocios.

Para el presidente municipal de la coalición Morena-PT la culpa es de los transportistas, sin decir que ellos tiene motivos de sobra para estar molestos tan sólo por el gran retraso en la conclusión de esos trabajos.

Ahora, en cuanto al tema de la ciclovía, Morón Orozco dice que el tema está politizado por parte de la Comisión Reguladora del Transporte (CRT), de José Trinidad Martínez Pasalagua.

Pero el presidente municipal de Morelia nunca admite que es verdad que su secretario de Movilidad y Espacio Público, Antonio Godoy González Vélez, tiene un conflicto de interés al pretender imponer los intereses de los ciclistas organizados por encima del resto de los morelianos.

Tampoco reconoce que la ciclovía se extiende cada vez más y que se está confinando al transporte público a una o dos estrechas rutas alternas que triplican el tiempo de traslado en todo el Centro Histórico de Morelia.

Raúl Morón aprendió bien de su ídolo, pero tal vez no sea lo suficientemente hábil para el engaño y no corra con la misma suerte.

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com

Los suspirantes… El tablero priista

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: