DestacadasEditorialesPolítica

Los suspirantes… ¿Qué esconden Arróniz y Morón?

A estas alturas ya resultan demasiado sospechosas las tácticas dilatorias del gobierno morenista de Morelia para la entrega-recepción con el alcalde electo, Alfonso Martínez

Morelia, Michoacán, 29 de julio de 2021.- ¿Pues qué tanto esconden Humberto Arróniz Reyes y Raúl Morón Orozco?

A estas alturas ya resultan demasiado sospechosas las tácticas dilatorias del gobierno morenista de Morelia para la entrega-recepción con el alcalde electo, Alfonso Martínez Alcázar.

Dice la ley que el proceso debe comenzar al día siguiente de que el presidente municipal electo integre su equipo de transición, y esto ocurrió desde el 15 de junio.

Es decir que el 16 de junio debieron haber comenzado los trabajos, pero hasta la fecha no pasan de simples declaraciones y actos mediáticos.

Por supuesto que Humberto Arróniz, como presidente municipal provisional, le cuida las espaldas a su patrón, Raúl Morón Orozco, mientras éste busca arrancar posiciones en el gobierno estatal que eventualmente encabezaría Alfredo Ramírez Bedolla.

Sin embargo, la derrota electoral en Morelia parece haberlos agarrado completamente descolocados.

Se ve que en su presupuesto no estaba el perder, y menos a manos de aquellos a los que ellos reemplazaron, lo que pone en evidencia que fracasaron en grande en su gestión gubernamental.

Lo peor para los morenistas es precisamente que no deben entregarle a un nuevo equipo político, sino a uno que ya pasó previamente por dos procesos de entrega-recepción.

Por eso el coordinador del equipo de transición, Yankel Benítez Silva, ha puesto en evidencia no sólo las tácticas dilatorias de las que se ha valido Humberto Arróniz, sino también que ya por ello ha incurrido en irregularidades y que es absurdo que pretendan comenzar a entregar la información de toda la administración hasta el 23 de agosto.

Es decir, 7 días antes del arranque del nuevo gobierno de Alfonso Martínez, con lo cual ya no quedaría tiempo suficiente para hacer la revisión de toda la documentación.

Y mientras tanto, nos enteramos del bono que se auto-aprobaron el alcalde sustituto, la síndico y los regidores por su “actitud heroica” ante la pandemia por el COVID-19.

Sólo el hecho de que el asunto se volvió un escándalo mediático derivó en la promesa de Arróniz Reyes de regresar los casi 300 mil pesos que ya había cobrado.

Algunos regidores también están reculando, pero demasiado tarde para mi gusto, cuando el acuerdo se aprobó por unanimidad en marzo y se liquidó en junio.

¿Serán cosas como esas y algunas otras triquiñuelas las que esconden desde la administración que encabezaron Raúl Morón y Humberto Arróniz?

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com

Los suspirantes… Cambia correlación de fuerzas en la 75 Legislatura

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: