Cuentan qué… Medardo baila al son de la hipocresía

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
MEDARDO SERNA pensó que podía hacer su marcha a la que pretenciosamente llamó “Por la Defensa de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo”, protagonizar al cobijo de los Morenos uno de sus teatros públicos, exigir lana y quedar bien con los sindicatos y zas, que le ponen tal friega

MEDARDO SERNA pensó que podía hacer su marcha a la que pretenciosamente llamó “Por la Defensa de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo”, protagonizar al cobijo de los Morenos uno de sus teatros públicos, exigir lana y quedar bien con los sindicatos y zas, que le ponen tal friega

QUIZÁ CREYÓ que como ahora es bien amiguis-partner de Don Pejexhito y del Quinto Virrey de Michoacán (ya hasta anda pintando el logo nicolaita de guinda), nadie se iba a acordar del chisme ese de que gana casi un cuarto de millón de pesos al mes, entre salarios, bonos y prestaciones, o de que tiene una universidad virtual, privada, con sus brothers&sistas

Morelia, Michoacán, 14 de septiembre de 2018.- QUIZÁ CREYÓ que como ahora es bien amiguis-partner de Don Pejexhito y del Quinto Virrey de Michoacán (ya hasta anda pintando el logo nicolaita de guinda), nadie se iba a acordar del chisme ese de que gana casi un cuarto de millón de pesos al mes, entre salarios, bonos y prestaciones, o de que tiene una universidad virtual, privada, con sus brothers&sistas.

MEDARDO SERNA pensó que podía hacer su marcha a la que pretenciosamente llamó “Por la Defensa de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo”, protagonizar al cobijo de los Morenos uno de sus teatros públicos, exigir lana y quedar bien con los sindicatos y zas, que le ponen tal friega que ni Batman hubiera podido salvarlo.

SEGURO YA HASTA SE PENSABA y se veía como el gran salvador de la herencia del Padre de la Patria, “exhibiendo” al Estado, al mal gobierno que no le cumple a los nicolaitas, cuando le llegó la aplanadora de frente, de lado, de arriba, de abajo y viceversa.

CON NÚMEROS Y CALCULADORA en mano, el jefe de los dineros del Estado, Carlos Maldonado, salió a refrescarle la… memoria a Serna González, pero antes de llegar a los 2 mil 56 millones 720 mil pesos, que el gobierno silvanista le ha puesto en sus manos entre los años 2016 y 2018, el de Finanzas le soltó la retahíla de calificativos que se merece, por tarugo y creído, al rector de la Michoacana.

MENTIROSO, IRRESPONSABLE, incongruente, incumplido, desleal, hipócrita y coqueto, fueron las menos. Las ofensivas descripciones se mezclaron con las de rebeldes del Sindicato de Profesores de la UM, quienes se negaron rotundamente a marchar por la avenida Madero, partiendo del Caballito y como ellos, muchos otros.

Y ENTONCES, LA “extraordinaria” convocatoria del rector moreno se volvió un pretexto más para no tener clases, tocar la bataca y enloquecer al tránsito vehicular, harto ya de las afectaciones que les dejó el Ponchito con sus obras –paradas- de rehabilitación en calles como Valladolid, Antonio Alzate, Vasco de Quiroga y Virrey de Mendoza (pobre Raulito).

Y DE LOS más de 50 mil marchadores que pensó y aseguró a los morenos que reuniría, apenas un par de miles, y soy generosa, le llegaron a la cita.

2 MIL 604 MILLONES DE PESOS ha recibido Medardo Serna. Por eso el Gobierno le dice mentiroso e irresponsable. Sí le han dado lana pero no ha hecho lo que prometió las últimas 8 mil veces que pidió lo mismo a cambio de meter orden y honestidad a su trabajo: es como el marido infiel, cada que estira la mano pidiendo dinero, promete que va a cambiar. Y luego nada.

COMO MUCHOS pienso que la reingeniería a la Michoacana debe ser ya. Eso de poner su autonomía por delante, ya chale. ¿Quiere dinero?, pues que haga las cosas bien. ¿Por qué para pedir dinero sí existe el gobierno y cuando se habla de su cuestionado proceso administrativo y la necesidad de evaluarlo y cambiarlo, ya sólo vale su devaluada “autonomía universitaria”?

ES NECESARIO QUE, así como el Gobierno del Estado ha hecho un esfuerzo extraordinario para entregar más recursos de lo que está estipulado en el presupuesto a la Universidad Michoacana, la Casa de Hidalgo también cumpla sus acuerdos y compromisos, empezando por el análisis de sus finanzas y procesos, y reponiendo las decenas de horas-clase que han perdido los estudiantes, quienes, mención aparte, tampoco le creen ya.

URGE TAMBIÉN EL reforzamiento de procesos que transparenten el gasto al interior de la UMSNH. La opacidad no puede seguir siendo el sello de una institución histórica, que tanto ha aportado a Michoacán y a México.

MEDARDO (¡ay, Medardo), y sus partners morados, deben entender que la dificultad financiera que atraviesa la UMSNH, no se resolverá abandonando las aulas ni los centros de trabajo, para tomar las calles.

A LO MEJOR SERÍA prudente y oportuno que el rector reflexione sobre su actuar, se retire, deje de cobrar ese cuarto de millón al mes, y mejor se dedique a atender personalmente la universidad virtual, www.unipem.org, que atienden sus cuatro carnales. Seguro ganará menos, porque su dichosa institución nomás no levanta, pero permitirá que llegue alguien más y ponga orden en esa noble institución michoacana.