Editoriales

Escándalos / Teodoro Barajas Rodríguez

El autor es maestro en Gobierno y Asuntos Públicos, así como candidato a Doctor en Ciencias Políticas
El autor es maestro en Gobierno y Asuntos Públicos, así como candidato a Doctor en Ciencias Políticas

Los escándalos no amainan, historias tejidas entre narcos, policías y políticos ya se han convertido en la narrativa a diario en nuestro país; por la pasarela mediática desfilan Joaquín Guzmán Loera, Kate del Castillo, Sean Penn y Humberto Moreira; extraña mezcla salpicada de mitos coagulados por rumores

Morelia, Michoacán, 15 de enero de 2016.- Los escándalos no amainan, historias tejidas entre narcos, policías y políticos ya se han convertido en la narrativa a diario en nuestro país, ni siquiera los guiones con la más escabrosa ficción superan lo inaudito de la realidad mexicana tan proclive a moldear escenarios; por la pasarela mediática desfilan Joaquín Guzmán Loera, Kate del Castillo, Sean Penn y Humberto Moreira; extraña mezcla salpicada de mitos coagulados por rumores.

No hay día que no se hable de Joaquín Guzmán Loera el famoso “Chapo”, es ya una celebridad en el mundo del hampa, no se habla de las ramificaciones que debió tejer desde hace muchos años para lavar capitales y burlar al fisco; se presume que uno de los componentes que terminó por delatarlo fue su vanidad al pretender trascender con la publicación de una biografía así como con un largometraje producido por algunos de los astros de Hollywood.

Kate del Castillo y Sean Penn han estado en el ojo del huracán por la entrevista, tratos y mensajes con el señor de las drogas del cártel más expandido de México. Las versiones de la autoridad es nebulosa, contradicción en comunicados, se presume que fueron policías locales los que realmente propiciaron la recaptura y no el trabajoso operativo de inteligencia como se presumió originalmente para rubricarlo el presidente Enrique Peña Nieto en sus redes sociales con una frase categórica “misión cumplida”.

Después de ello se filtraron fragmentos del operativo “Cisne Negro”de manera profusa, digamos que indiscriminada, a diario para que no quepan dudas aunque la credibilidad en el gobierno no se ha recuperado por más que de ese lado oficial se hayan inyectado autoestima con el multicitado caso consumado con el narco tras las rejas, y las consabidas congratulaciones de diversos países que festinaron el hecho.

La recaptura del “Chapo” adquiere el rango de un “culebrón” como se dice en España, ya Sean Penn ha dicho que se arrepiente de la entrevista que publica la revista Rolling Stone, la considera un fracaso.

De repente llegó la noticia desde España, en el Aeropuerto de Madrid se detuvo a Humberto Moreira este viernes, tras las primeras horas del hecho no se clarificaban los motivos de la detención del ex mandatario de Coahuila quien fuera dirigente nacional del Partido Revolucionario Institucional y que se destacara notablemente por endeudar a la mencionada entidad federativa por más de un setecientos por ciento para dejar los débitos por más de treinta mil millones de pesos.

Manlio Fabio Beltrones, actual dirigente del tricolor señaló que no sabían las causas de la detención aunque si se desmarcó al afirmar que las instituciones no son responsables del actuar de sus afiliados. Con el paso de las horas trascendió que la investigación a la que se ha sometido a Moreira es por actos de corrupción entre los gobiernos de España y Estados Unidos.

México exporta escándalos, realidades que parecen entreverarse con la ficción.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: