Los suspirantes… Tras el debate, Alfonso salió tocado

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
debe quedar como enseñanza es que en un debate no es recomendable que el puntero deje pasar acusaciones puntuales, pero al mismo tiempo se enganche con otro de sus adversarios sin necesidad. Por lógica, eso es lo que ellos buscan, y esta vez lo lograron

Debe quedar como enseñanza es que en un debate no es recomendable que el puntero deje pasar acusaciones puntuales, pero al mismo tiempo se enganche con otro de sus adversarios sin necesidad. Por lógica, eso es lo que ellos buscan, y esta vez lo lograron

En el primer debate entre candidatos a la alcaldía de Morelia, el candidato independiente cometió errores estratégicos, elevando los bonos de Fausto Vallejo y Carlos Quintana; Daniela de los Santos, regular, pero al final recibió el embate de quien fue su mentor

Morelia, Michoacán, 18 de mayo de 2018.- Muy candente se volvió en su parte final el primer debate televisivo entre candidatos a la alcaldía de Morelia, donde el más dañado resultó ser el hasta ahora puntero en las encuestas, Alfonso Martínez Alcázar.

El alcalde independiente con licencia, y quien va por la reelección por esa misma vía, cometió errores estratégicos que permitieron que tanto Fausto Vallejo Figueroa, abanderado del PES, como Carlos Quintana Martínez, candidato común del PAN, PRD y Movimiento Ciudadano, elevaran sus bonos.

En sus intervenciones, Daniela de los Santos Torres, abanderada del PRI, estuvo bien, pero al final sufrió el embate de quien fue su mentor político y ya veremos qué repercusiones tienen esas acusaciones entre el electorado.

Lamentablemente, en un estudio de televisión es difícil meter a los siete candidatos, y eso impidió ver en esta ocasión el desempeño y la confronta de posturas con el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia (Morena-PT), Raúl Morón Orozco, así como con el abanderado del PVEM, Constantino Ortiz García; y, el postulado por Nueva Alianza, César Santoyo Muñoz. A ellos los veremos en otra ocasión, pero ojalá se encontrara el esquema para verlos a todos juntos.

Alfonso Martínez, hay que reconocerlo, jugó el papel más incómodo, pues al buscar la reelección tuvo que defender sus pedacitos de calle, su estrategia de seguridad y su desempeño en desarrollo económico, hasta el fallido Parque Lineal del Río Chiquito, todo ello hábilmente capitalizado por Fausto VallejoCarlos Quintana y Daniela de los Santos.

El error principal del candidato independiente con Fausto Vallejo fue dejar pasar sin dar explicación alguna las acusaciones sobre la arbitraria y nada transparente asignación de obras públicas de forma directa –es decir, sin licitación-, a sólo unas cuantas empresas, mientras que con Carlos Quintana se enganchó al final, cuando el panista hacía su última intervención, en una discusión que para él como puntero era innecesaria, y en la cual el panista sacó raja al lograr posicionar entre los televidentes algunos de los reclamos más frecuentes por la opacidad de su administración

Se vio que el diputado con licencia no traía en ese momento los datos precisos sobre los terrenos a los que Alfonso Martínez lo quería llevar –¿y qué tal si los hubiera traído?-, pero el frentista pero tuvo la audacia de revirar y no aceptar nunca lo que el independiente pretendía.

En cuanto a Fausto, además de exhibir el tema de las asignaciones directas en el Ayuntamiento de Morelia, sembró la duda sobre una supuesta reunión en el Centro Regional de la SCT, donde se acordó, entre otras cosas, que a Michoacán llegarán 200 operadores políticos del Estado de México para trabajar a favor de Daniela de los Santos. Ella rechazó la acusación y retó al ex gobernador y cuatro veces alcalde de Morelia a demostrar sus dichos, a lo cual él respondió que lo hará.

Pero volviendo al tema central de la columna, lo que debe quedar como enseñanza es que en un debate no es recomendable que el puntero deje pasar acusaciones puntuales, pero al mismo tiempo se enganche con otro de sus adversarios sin necesidad. Por lógica, eso es lo que ellos buscan, y esta vez lo lograron.

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com