Clausura Profepa siete aserraderos en Michoacán

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
El producto forestal asegurado durante la inspección a ocho centros de almacenamiento y transformación de materias primas forestales, aserraderos, equivale a 2 mil 406 árboles derribados

El producto forestal asegurado durante la inspección a ocho centros de almacenamiento y transformación de materias primas forestales, aserraderos, equivale a 2 mil 406 árboles derribados

La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) aseguró un total de 3 mil 836 metros cúbicos de madera en rollo de los géneros pino y encino, durante cuatro operativos forestales realizados en los municipios de Charo y Morelia, Michoacán, la semana pasada

Morelia, Michoacán, 22 de julio de 2014.- La Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) aseguró un total de tres mil 836 metros cúbicos de madera en rollo de los géneros pino y encino, durante cuatro operativos forestales realizados en los municipios de Charo y Morelia, Michoacán, la semana pasada.

El producto forestal asegurado durante la inspección a ocho centros de almacenamiento y transformación de materias primas forestales, aserraderos, equivale a dos mil 406 árboles derribados.

Durante las inspecciones efectuadas a dichos centros ubicados en las localidades de Jaripeo, Ichaqueo y Pino Real, los funcionarios de la Profepa, en coordinación con elementos de la Procuraduría General de Justicia de la entidad, clausuraron siete de los aserraderos inspeccionados.

La medida de seguridad se aplicó por no presentar la respectiva autorización o aviso de funcionamiento, así como los libros de entradas y salidas de la madera.

La delegación de la Profepa en Michoacán reportó que en el primer operativo realizado en la localidad de Jaripeo, en el municipio de Charo, se concretó la clausura de un centro de almacenamiento y transformación de materias primas forestales, debido a que el responsable no presentó la autorización o aviso de funcionamiento; tampoco el libro de entradas y salidas del producto forestal, actualizado.

En dicho operativo se logró el aseguramiento precautorio de dos mil 761 metros de madera en rollo del género pino, toda vez que no se acreditó la legal procedencia del producto forestal cuantificado en el patio de la industria, al momento de la inspección.

El volumen antes mencionado equivale a dos mil 347 toneladas, 276 viajes de camiones troceros y un aproximado de mil 628 árboles derribados.

Adicionalmente se aseguraron y clausuraron 15 maquinarias y equipos, entre los que se encuentran dos torres de aserrío, dos carros de fricción, dos péndulos y seis motores eléctricos que se utilizaban para la transformación de la madera.

En una segunda acción, en la localidad del municipio de Morelia, se clausuraron tres aserraderos y se aseguraron 769 metros cúbicos de madera en rollo de pino, volumen que equivale a 654 toneladas, 77 viajes de camiones y un aproximado de 556 árboles derribados.

En este caso se logró el aseguramiento de 29 maquinarias y equipos como 13 motores eléctricos, tres carros de fricción y cuatro bancos metálicos para bastón.

Por lo que respecta al tercer operativo, realizado en la localidad de Pino real, en el municipio de Charo, la Profepa clausuró un aserradero y aseguró 97 metros cúbicos de madera de pino, por no acreditar el inspeccionado la legal procedencia del producto forestal, dicho volumen equivale a 83 toneladas y a un aproximado de 70 árboles derribados.

Por último, en el cuarto operativo los resultados fueron los siguientes dos centros de almacenamiento y transformación de materias primas forestales clausurados y el aseguramiento precautorio de 193 metros cúbicos de madera en rollo del género Pino y 15.80 metros cúbicos de Encino, lo que da un total de 209.55 metros cúbicos de madera asegurada por no acreditar la legal procedencia, volumen que equivale a 178 toneladas y 152 árboles derribados.

En los dos últimos operativos se aseguraron 20 maquinarias y equipos utilizados para la transformación de la madera.

Cabe destacar que en las acciones participaron, además de los inspectores de la Profepa, elementos de la Procuraduría General de Justicia del estado de Michoacán y de la Policía Estatal de la Secretaría de Seguridad Pública de la entidad.