Alfonso Martínez no pide deuda, sino línea de crédito: Ayuntamiento

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Lo anterior se desliza en la réplica que ha enviado el gobierno municipal en torno a la nota publicada en la víspera por este medio informativo

Lo anterior se desliza en la réplica que ha enviado el gobierno municipal en torno a la nota publicada en la víspera por este medio informativo

A continuación, ATIEMPO.MX (www.atiempo.mx), su portal de noticias y denuncias por internet, reproduce de manera íntegra la réplica enviada por el Ayuntamiento de Morelia, con la versión de la Tesorería Municipal

Morelia, Michoacán, 06 de diciembre de 2017.- El presidente municipal de Morelia, Alfonso Martínez Alcázar, no ha solicitado endeudamiento para el municipio, sino una línea de crédito por más de 961 millones de pesos.

Lo anterior se desliza en la réplica que ha enviado el gobierno municipal en torno a la nota publicada en la víspera por este medio informativo.

A continuación, ATIEMPO.MX (www.atiempo.mx), su portal de noticias y denuncias por internet, reproduce de manera íntegra la réplica enviada por el Ayuntamiento de Morelia, con la versión de la Tesorería Municipal:

Falso que Administración haya solicitado deuda para Morelia: Tesorero Municipal

El manejo correcto de las finanzas municipales, ha permitido desarrollar obras como ninguna otra Administración en Morelia, logrando incluso multiplicar la ejecución de proyectos sin la necesidad de contratar créditos, por ello, en relación a la nota publicada este martes en este portal Web atiempo.mx, titulada “Aprobarían a Alfonso Martínez endeudar a Morelia por 961 mdp y 15 años”, firmada por el reportero Nicolás Casimiro, el Ayuntamiento de Morelia, a través de la Tesorería Municipal, aclara lo siguiente:

  1. Se rechaza que el proyecto  “Centro Administrativo Morelia”  (CAM) turnado al Congreso del Estado, represente una deuda al municipio, como lo menciona el primer párrafo de la nota informativa, en la cual se señala que “el Alcalde Independiente, Alfonso Martínez Alcázar recibiría autorización para endeudar al Ayuntamiento de Morelia por casi 1 mil millones de pesos a pagar en 15 años, es decir, 5 periodos de Gobierno Municipal, lo que la convertiría en la mayor deuda pública en la historia de la capital michoacana”, lo anterior, en virtud de que se trata de la celebración de un Contrato de Prestación de Servicios bajo la modalidad de Asociación Público Privada para el diseño construcción, equipamiento, financiamiento, operación y mantenimiento de infraestructura del Centro Administrativo para el Municipio, por lo que el municipio no recibe un solo peso por esta solicitud ya que sólo funciona como aval.
  2. En el proyecto enviado al Poder Legislativo, se especifica la contratación de un crédito en cuenta corriente, revolvente, irrevocable y contingente que contempla tanto la construcción del Centro Administrativo ubicado en el Fraccionamiento Manantiales de Morelia, con un monto de hasta por 703 millones 20 mil 596 mil pesos hasta por un plazo de 15 años, como la edificación del “Proyecto Integral del Rescate de la Zona Norte del Centro Histórico”, que se ubicará en las instalaciones de la Antigua Central Camionera, por un monto autorizado de 258 millones 829 mil 861 pesos.
  3. Cabe mencionar que en dicho documento se puntualiza que en el caso de las oficinas de Manantiales, la fuente de pago y contratación de una garantía de pago para la obligación, corresponde a recursos propios del municipio, consistentes en Ingresos Locales y como garantía, línea de crédito en cuenta corriente, contingente, revolvente e irrevocable, mediante porcentaje de afectación en participaciones en ingresos federales presentes y futuros que correspondan, precisando como vigencia de autorización, al 31 de agosto de 2018.
  4. En tanto que en lo que compete al “Proyecto Integral del Rescate de la Zona Norte del Centro Histórico”, la fuente de pago y contratación de una garantía de pago para la obligación de Recursos disponibles de Fondo IV; y como garantía línea de crédito en cuenta corriente, contingente, revolvente e irrevocable, mediante porcentaje de afectación en participaciones en ingresos federales presentes y futuros que correspondan, cuya vigencia de la autorización también es hasta el 31 de agosto de 2018.
  5. Es de mencionar además que el actual Gobierno ha cumplido en tiempo y forma con el pago de los pasivos a proveedores y prestadores de servicios, así como a instituciones bancarias, por lo que se garantiza la capacidad de solventar dicha línea de crédito.
  6. De acuerdo al Comportamiento de la Deuda Pública Municipal, el adeudo a septiembre de 2015 ascendía a 381 millones de pesos, en tanto que actualmente ésta se ha reducido a 179 millones 932 mil pesos.
  7. Así, gracias al pago puntual de los pasivos y las acciones favorables de recaudación, los morelianos pueden tener la certeza de que el municipio ostenta finanzas sanas, por lo que se tiene la garantía de que el Gobierno Municipal está en condiciones de solventar nuevas obligaciones financieras que permitan resolver las necesidades de infraestructura que requiere la ciudad.
  8. La figura de Asociación Público Privada, es un vehículo jurídico ampliamente recomendando por los organismos mundiales en la actualidad, como el Banco de México y el Banco Mundial, ante el déficit financiero que existe a nivel nacional e internacional para sufragar grandes proyectos de infraestructura que requiere la ciudadanía.
  9. Este vehículo financiero permite a la administración pública satisfacer las demandas sociales en un plazo suficiente para liquidarlo, al tiempo que garantiza tener los bienes en mantenimiento idóneo y contar con instalaciones en buenas condiciones.

En este sentido, la Tesorería deja en claro que el municipio no recibe un solo peso por la solicitud presentada ante el Congreso, asimismo, no compromete las finanzas municipales.

Destacó que la ejecución de obras y el mejoramiento de servicios en Morelia, obedece a la notable recaudación municipal y el uso adecuado de los recursos públicos, lo cual ha permitido además la reducción considerable de la deuda, contrario a la dinámica de Gobiernos pasados, en donde la deuda se incrementaba y no había proyectos en proceso que atendieran las añejas necesidades de los morelianos.