Deuda de largo plazo bajó un 53% en Morelia, dice Alberto Guzmán

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Guzmán Díaz recalcó que la nueva administración encontrará una cartera vencida por 300 millones de pesos que se verá compensada debido al incremento del 20 por ciento que ha recaudado el actual gobierno desde el 2015

Guzmán Díaz recalcó que la nueva administración encontrará una cartera vencida por 300 millones de pesos que se verá compensada debido al incremento del 20 por ciento que ha recaudado el actual gobierno desde el 2015

El tesorero municipal indicó que al inicio de la administración independiente se recibió una deuda de 300 mdp en números redondos para entregarla ahora, en 140 mdp, que corresponden al crédito refinanciado con Banobras

Morelia, Michoacán, 16 de julio de 2018.- La administración independiente que encabeza Alfonso Martínez Alcázar, terminará su periodo de tres años que inició el primero de septiembre del 2015 y culminará el 31 de agosto de este 2018, con una disminución del 53 por ciento respecto a la deuda a largo plazo que recibió en el arranque de su mandato por lo que la administración entrante que tendrá al frente a Raúl Morón Orozco, recibirá una deuda de solo 140 millones de pesos.

Así lo señaló el Tesorero Municipal, Alberto Guzmán Díaz quien indicó que al inicio de la actual administración, se recibió una deuda de 300 millones de pesos en números redondos para entregarla ahora, en 140 millones que corresponden al crédito refinanciado con Banobras.

Guzmán Díaz  reconoció la importancia que tuvo abatir el adeudo que recibirá el Presidente Municipal entrante, Raúl Morón lo que impactará de forma favorable en todos los ámbitos del municipio y además detalló, que la deuda a corto plazo la cual se refiere principalmente el pago a proveedores, espera que el saldo al final al mes de agosto, sea de entre 40 y 50 millones de pesos aproximadamente, cantidad que es prácticamente similar a la que se recibió en septiembre del 2015.

El encargado de mantener las finanzas sanas del actual gobierno independiente, sostuvo que el reto de esta administración es entregar la menor cantidad posible de deuda lo cual pueda permitir la continuidad a través de las finanzas transparentes que ha tenido en los últimos tres años.

Respecto al tema del impuesto predial, el Tesorero recalcó que la nueva administración encontrará una cartera vencida por 300 millones de pesos que se verá compensada debido al incremento del 20 por ciento que ha recaudado el actual gobierno desde el 2015.

Finalmente, Alberto Guzmán se congratuló de que el incremento por concepto de impuesto predial, representará pasar de 350 a 410 millones de pesos, es decir, 60 millones de pesos más que servirán para que el municipio pueda, aparte de iniciar labores sin problemas, pagar nómina y al mismo tiempo pagar los servicios de los proveedores pues el impuesto predial, es para los municipios su principal fuente de ingresos propios y un indicador que influye en el monto de las participaciones federales que se le asignan.