Jesús Reyna revela su verdad; afirma que fue ilegal su detención

Reyna García descartó de manera reiterada responder sobre  temas políticos, de los cuales hablará en otro momento, y aseguró que toda la información relacionada con su caso estará a disposición de todos los interesados en el portal de internet www.jesusreyna.org.mx

Reyna García descartó de manera reiterada responder sobre temas políticos, de los cuales hablará en otro momento, y aseguró que toda la información relacionada con su caso estará a disposición de todos los interesados en el portal de internet www.jesusreyna.org.mx

El ex gobernador interino de Michoacán señaló que sin sustento se le consignó y en 7 horas se le armó una averiguación previa para arraigarlo; “en 40 años de servicio público no hay nadie que válidamente me pueda acusar de haber cometido algún delito”, aseveró

Morelia, Michoacán, 23 de enero de 2019.- Como se anunció en la víspera, Jesús Reyna García reveló su verdad sobre la detención y el proceso que le siguieron autoridades federales para tenerlo por más de cuatro años en prisión.

El ex gobernador interino de Michoacán, quien salió libre el pasado 22 de diciembre, una vez que la Procuraduría General de la República (PGR) se desistió de los cargos en su contra.

Jesús Reyna aseguró que sin sustento se le consignó y en 7 horas se le armó una averiguación previa para arraigarlo. Ahora, tras su liberación, afirmó que “en 40 años de servicio público no hay nadie que válidamente me pueda acusar de haber cometido un delito”.

La conclusión jurídica, expresó, es que “sin pruebas se me detuvo y mantuvo privado de mi libertad por cuatro años y casi nueve meses”.

“En unas horas, las primeras que se me mantuvo en la SEIDO, armaron lo que para ellos es una averiguación previa y me arraigaron, en un acto ilícito armado por el Ministerio Público, así como por el Juez que conoció de dicha solicitud”, añadió.

Reyna García indicó que supuestas inspecciones ministeriales, un manipulado video, “dictámenes periciales” y su negativa a declarar fueron utilizadas de manera amañada para ponerlo en arraigo, aunque esas pruebas fueron declaradas ilícitas por el Tercer Tribunal Colegiado de Toluca, en el amparo de revisión 98/2016, y ordenó excluirlas del expediente, desvirtuando el proceder del Ministerio Público.

“Me mantuvieron en arraigo más de 30 días, revisaron mis teléfonos que les entregué, mis llamadas, mis correos electrónicos, cuentas bancarias, bienes, y todo cuanto quisieron y no encontraron algún indicio o prueba de conducta indebida, de la comisión de un delito”, aseveró.

“Durante mi arraigo consiguieron tres declaraciones, forzadas, contradictorias, con dichos falsos, testigos que en realidad no hacen imputación. La Procuraduría hizo cuando quiso indebidamente, agotaron sus posibilidades de investigación y no encontraron algo con lo cual hacer una acusación”, añadió.

“Una figura delictiva compleja y simple a la vez, delincuencia organizada, sin ningún otro delito que le diera sustento, fue por lo que se me consignó”, manifestó.

Reyna García señaló que los hechos del video por el cual se le incriminó ocurrieron después de las elecciones de 2011, mientras él no ostentaba ningún cargo público, pues de haber sido así hubiera renunciado de manera inmediata.

Explicó que que fue citado con amenazas por el líder criminal Servando Gómez Martínez, alias “La Tuta”, con quien se reunió en la Tenencia de Las Cruces, municipio de Tumbiscatío, en un encuentro que no duró más de 15 minutos y en el que no se hizo petición ni compromiso alguno, pues no llegó otra persona que supuestamente estaban esperando los criminales.

Detalló que su hija Ruth logró entrevistarse con el entonces comisionado nacional para la Seguridad y el Desarrollo Integral de Michoacán, Alfredo Castillo Cervantes, quien aseguró que dicho video fue proporcionado por el entonces gobernador, Fausto Vallejo Figueroa, en compañía de Guillermo Guzmán Fuentes, jefe de la Oficina del Gobernador, el mismo día de su detención a las 00:30 horas, por lo cual el ex alcalde de Morelia habría sido quien propició tal situación.

Desde el día de su detención, expresó, cuando fue citado por Fausto Vallejo para acuerdo en Casa de Gobierno, “concluyó la relació, así se comportó el gobernador, sin palabras esa tarde, sin palabras hasta el día de hoy”.

Por todo lo anterior, Jesús Reyna aseguró que ante la ilícita actuación de diversos servidores públicos presentará denuncias penales en contra de funcionarios de la PGR y en contra de una magistrada, así como 5 quejas ante el Consejo de la Judicatura Federal, además de que acudirá ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos y también presentaré denuncia ante el Grupo de Trabajo sobre la detención arbitraria de la ONU.

Con voz entrecortada, el ex gobernador interino lamentó la muerte de su hija Ruth y agradeció todo el apoyo brindado por su familia y amigos más cercanos.

Posteriormente, Reyna García reconoció el apoyo que si  condición alguna recibió del entonces senador, Raúl Morón Orozco, del ahora delegado de Programas para el Desarrollo en Michoacán, Roberto Pantoja Arzola; del entonces presidente electo, Andrés Manuel López Obrador; del ex gobernador Lázaro Cárdenas Batel; y, del ahora titular de la Fiscalía General de la República, Alejandro Gertz Manero, además de la disposición de los ex gobernadores Carlos Torres Manzo, Genovevo Figueroa Zamudio y Ausencio Chávez Hernández.

El también ex dirigente estatal del PRI, dos veces diputado local, una vez diputado federal, ex secretario de Gobierno y ex gobernador interino descartó de manera reiterada responder sobre  temas políticos, de los cuales hablará en otro momento, y aseguró que toda la información relacionada con su caso estará a disposición de todos los interesados en el portal de internet www.jesusreyna.org.mx.