Necesario implementar cultura de la legalidad en Michoacán: Luisa María

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
Tenemos mucho que aprender de países hermanos que han podido enfrentar este fenómeno de violencia e ingobernabilidad que  hemos padecido en Michoacán, señaló Calderón Hinojosa

Tenemos mucho que aprender de países hermanos que han podido enfrentar este fenómeno de violencia e ingobernabilidad que hemos padecido en Michoacán, señaló Calderón Hinojosa

En visita a Pereira, Colombia, la senadora del PAN aseveró que Michoacán necesita una verdadera política de reconstrucción a largo plazo, que apueste principalmente por la reconstrucción del tejido social, del respeto a la vida y la reconciliación

Pereira, Colombia, 13 de julio de 2014.- La Senadora Luisa María Calderón Hinojosa acompañada de una comitiva de michoacanos representantes de diferentes sectores sociales encabezaron una serie de reuniones en Pereira Colombia, la legisladora panista concretó una serie de encuentros con ministros del Poder Judicial, ex alcaldes, autoridades educativas y eclesiásticas así como el cuerpo administrativo de esta demarcación para conocer el proceso de implementación de una política llamada Cultura de la Legalidad en este municipio a partir del año 2008.

Durante cuatro días, la comitiva Michoacana realizó una serie de encuentros con los distintos actores que desde 2008 han ejecutado la política de la Cultura de la Legalidad en este municipio, con el objetivo de conocer de viva voz, cómo se implementó dicha política que a Pereira le ha valido el reconocimiento mundial, porque al aplicarla ha podido revertir alarmantes índices de inseguridad e ingobernabilidad que imperaban en casi toda Colombia.

Calderón Hinojosa reconoció que la política principal de todo gobierno es el respeto a la vida dado que es el valor supremo que cuidar, “tenemos mucho que aprender de países hermanos que han podido enfrentar este fenómeno de violencia e ingobernabilidad que hemos padecido en Michoacán”, señaló que en Pereira se comenzó con una llamando a los actores significativos de instancias y agencias tanto del gobierno como de la sociedad civil y a través de la planeación participativa se diseñó un proyecto de trabajo que impactaría y posteriormente integraría a toda la sociedad.

El proceso que se aplicó en Pereira se diseñó en tres pasos: Sensibilización, capacitación y seguimiento, cabe mencionar que dicha estrategia ha sido implementada desde las escuelas básicas hasta las universidades; desde la policía nacional hasta las iglesias. Así mismo, Calderón Hinojosa agregó que esta estrategia se echa andar una vez que se revisan puntos críticos para la seguridad, y en el caso de Pereira fueron parques abandonados donde se vendía droga, había prostitución o cruceros y calles de alta peligrosidad y de riesgo, especialmente para los motociclistas o los automovilistas que no respetaban las reglas.

De esta manera la legisladora por Michoacán expresó “ha sido un viaje en el que hemos sido recibidos por el ex alcalde y su equipo de colaboradores quienes fueron llevándonos con las distintas agencias, los responsables de implementar la estrategia, de darle seguimiento, de los capacitadores, los responsables de comunicación del Ayuntamiento y también nos hemos reunido con la policía nacional, con el gobernador y la alcaldesa en turno, porque esta estrategia se echó a andar en la administración pasada y la nueva Administración sigue dándole vida a mayor” dijo.

Cabe señalar que esta cultura de la legalidad residen principalmente en la confianza, porque solo esta conduce a la gobernabilidad y para lograr la confianza el gobernante y sus funcionarios deben ser respetuosos, transparentes y coherentes, ellos mismos debe ser un modelo para la ciudadanía agregó Calderón Hinojosa.

Finalmente señaló que este Modelo de política será presentado ante su grupo Parlamentario en el Senado con la finalidad de trabajar en un modelo similar para Michoacán, pues considera que Michoacán necesita una verdadera política de reconstrucción a largo plazo, que apueste principalmente por la reconstrucción del tejido social, del respeto a la vida y la reconciliación.