Se sabotean, gobernantes que no escuchan ni atienden: Fidel Calderón

Pin on PinterestShare on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn
“No todo es un problema de dinero, no todo se resuelve con recursos públicos, la actitud del gobernante también cuenta y es determinante para construir esta armonía con la población”, agregó el ex perredista

“No todo es un problema de dinero, no todo se resuelve con recursos públicos, la actitud del gobernante también cuenta y es determinante para construir esta armonía con la población”, agregó el ex perredista

Una autoridad que no escucha a sus gobernados, que se distrae en temas de índole personal y que no atiende las necesidades de su población se convierte en su principal saboteador, aseveró el diputado federal del Morena

Sixto Verduzco, Michoacán, 29 de enero de 2018.- Según comunicado de prensa: Una autoridad que no escucha a sus gobernados, que se distrae en temas de índole personal y que no atiende las necesidades de su población se convierte en su principal saboteador, aseveró tajante el diputado federal Fidel Calderón Torreblanca, al realizar una gira de trabajo por este municipio.

Ante el alcalde del lugar, el legislador remarcó que los gobernantes que no escuchan y no atienden no deben buscar culpables en otros lados, “es el propio titular de cada gobierno el que elige si se convierte con sus actos, en un promotor de su administración para ganar reacciones positivas y buenos comentarios o si decide por su descuido convertirse en el principal saboteador de su propio gobierno”.

No todo es un problema de dinero, no todo se resuelve con recursos públicos, la actitud del gobernante también cuenta y es determinante para construir esta armonía con la población, agregó Fidel Calderón, quien reconoció el trabajo que realiza el ayuntamiento.

Finalmente Calderón Torreblanca cuestionó a aquellos gobernantes que hablan mucho de austeridad pero en la práctica actúan de otro modo, se trasladan en aeronaves caras o en vehículos blindados o que tienen toda una flotilla de camionetas que a veces sale más caro desplazarlas que el apoyo que se otorga.