Sucesos

México no está en crisis ni en recesión, insiste Videgaray

Entre los factores que obligaron a reducir la estimación de crecimiento económico estuvieron el mal clima en E.U. y el impacto de la Reforma Hacendaria que afectó el consumo y la inversión privada, aseguró el titular de la SHCP
Entre los factores que obligaron a reducir la estimación de crecimiento económico estuvieron el mal clima en E.U. y el impacto de la Reforma Hacendaria que afectó el consumo y la inversión privada, aseguró el titular de la SHCP

Para el secretario de Hacienda el 2.7% es una tasa de crecimiento superior a la que se pronostica este año para E.U., Europa y muchos de los países de América Latina; recesión significa no crecer por dos trimestres, o bien reportar crecimiento por debajo de cero, argumentó

México, D.F., 27 de mayo de 2014.- El secretario de Hacienda, Luis Videgaray, aseguró que México no está en una situación de recesión ni crisis, esto, tras ajustar a la baja la expectativa de crecimiento del país de 3.9 a 2.7% para 2014 como consecuencia del débil desempeño que mostró la actividad productiva en el primer trimestre.

El funcionario detalló que recesión significa no crecer por dos trimestres, o bien reportar crecimiento por debajo de cero, «y nosotros estamos crecimiento, no lo suficiente, pero estamos creciendo».

En entrevista en MVS Radio, Videgaray refirió que el 2.7% es sin duda una tasa insuficiente de crecimiento, «el problema es que seguimos con tasas iguales a las que hemos tenido en los últimos 13 o 30 años, que son tasas claramente insatisfactorias… Para elevar esta cifra se debe actuar con la aplicación de las reformas. Necesitamos cambios si queremos crecimiento».

Sin embargo sostuvo que aún con la cifra de 2.7% México crecería más que la mayoría de los países de Europa, Estados Unidos y muchos de los países de América Latina.

Reconoció que entre los factores que obligaron a reducir la estimación de crecimiento económico fueron el mal clima en Estados Unidos, así como el impacto de la Reforma Hacendaria que afectó el consumo y la inversión privada.

Reiteró la intención de la reforma energética para que Pemex pague impuestos como otras empresas en el mundo, para generar utilidades y reinvertir esos recursos y apoyar al Estado mexicano.

Videgaray Caso planteó que si el gobierno sigue tratando a Pemex como una burocracia, difícilmente será una empresa competitiva, de ahí la importancia del nuevo régimen fiscal para la empresa incluido en la reforma energética.

Se prevé un periodo de transición de 10 años para que Pemex garantice un nivel de ingresos y que el gobierno federal siga cumpliendo con sus obligaciones, «la reforma energética terminará por dar mayores recursos a México», puntualizó.

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: