DestacadasEditorialesPolítica

Los suspirantes… Ni militantes son

Ahora les piden a sus aspirantes que no asumen la cabeza, pero… ¿y de quién es la culpa de que los principales prospectos del Morena a la gubernatura, ni siquiera sean del Morena?

Morelia, Michoacán, 13 de enero de 2020.- Por abrumadora mayoría, el Consejo Estatal del Morena pidió a Raúl Morón Orozco, Cristóbal Arias Solís, Víctor Báez Ceja y José Manuel Mireles Valverde, que no hagan campaña disfrazada rumbo a la gubernatura de Michoacán.

Los consejeros estatales morenistas les recordaron al alcalde de Morelia, al senador de la República, al presidente municipal de Pátzcuaro y al ahora subdelegado médico del ISSSTE, que dejen de ostentarse como posibles candidatos del Morena cuando ni militantes son.

También se quejaron de que Raúl Morón, Cristóbal Arias, Víctor Báez y José Manuel Mireles ni siquiera toman en cuenta a la militancia.

Pero yo pregunto, a estas alturas, ¿y de quién es la culpa? ¿Quién es el responsable de que los principales prospectos del Morena a la gubernatura de Michoacán ni siquiera sean del Morena?

Raúl Morón fue impulsado por el ex gobernador Leonel Godoy Rangel -quien ahora es secretario de Organización de la dirigencia nacional del Morena y algunos dicen que tampoco es militante-.

El ex dirigente estatal del PRD, ex líder magisterial, ex diputado local y ex senador dijo desde el principio que no pensaba afiliarse al partido. Y aún así los morenistas y simpatizantes de Andrés Manuel López Obrador votaron por él.

Cristóbal Arias se hizo candidato después de que “casualmente” se encontró con López Obrador en Londres. Tras esto, firmó el Acuerdo con el entonces aspirante presidencial, pero nunca le pidieron ser militante para ser abanderado al Senado.

Víctor Báez, hasta una semana antes del cierre de registros era candidato del PRD para buscar la reelección en Pátzcuaro, y en el último momento se le volteó a su partido, por instrucciones de su padrino político, Leonel Godoy, y se convirtió de pronto en abanderado de la coalición Juntos Haremos Historia, utilizando el registro del PT.

Sin embargo, aunque nunca le pusieron como requisito afiliarse y él tampoco lo hizo, el por segunda vez alcalde de Pátzcuaro se convirtió de pronto en el coordinador de los presidentes municipales del Morena, cuando administrativamente ni siquiera compitió con esas siglas.

José Manuel Mireles tenía trayectoria política previa, en el PRI y en el PRD, pero lo hicieron famoso y le crearon una imagen cuando anduvo como vocero de los grupos de autodefensa en Michoacán.

Tras caer en la cárcel, quienes lo rescataron y pagaron su fianza fueron los de Movimiento Ciudadano, no los del Morena. Pero éste último partido trató de imponerlo como diputado plurinominal y perdió en los tribunales, tras lo cual el autodefensa reapareció como subdelegado médico del ISSSTE, pero sin tener ni siquiera una relación directa con el partido.

Ahora los morenistas se ofenden porque aquellos a los que sin ser militantes llevaron a los distintos puestos públicos están cobrando fuerza en sus aspiraciones políticas, están haciendo a un lado a los militantes en esa carrera, pero sí los están utilizando como carne de cañón.

Eso es algo que desde hace años les advertí que iba a suceder.

Pero yo les pregunto a los consejeros estatales del Morena, ¿quién es el culpable de haberlos puesto en la jugada?

COMENTARIOS Y SUGERENCIAS: www.atiempo.mx / atiempomx@gmail.com

Los suspirantes… Pasalagua y Santamaría de plácemes

Etiquetas

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
A %d blogueros les gusta esto: